viernes, 9 de septiembre de 2011

Los problemas de Mikel

Anuncio original: 750 € - Acordeón Weltmeister aleman 120 bajos (Madrid)

Genial acordeón de 120 bajos Weltmeister Caprice fabricación alemana. Buen sonido y buenas condiciones. 6******* Cristian (lo dejo ver y tocar)


Miguel a Cristian:

Hola,

He visto el anuncio en el que se ofrece dentista, necesito una consulta enseguida, me urge bastante.

Gracias de antemano
Miguel Rodríguez


Cristian a Miguel:

Miguel.

Se ha equivocado, yo no soy dentista.

Saludos.


Miguel a Cristian:

Cristian,

Perdone, lo que tengo es un dolor en los alvéolos de los huesos maxilares afectando a una articulación denominada gonfosis y en la que intervienen diferentes estructuras que lo conforman: cemento dentario y hueso alveolar, ambos unidos por el ligamento periodontal, y ahí precisamente también padezco molestias.

Miguel


Cristian a Miguel:

Miguel.

Siento oirlo, espero que se recupere.

Suerte.


Miguel a Cristian:

Cristian,

A ver, a ver, ojalá... Básicamente en el diente se pueden reconocer dos partes: la corona, parte visible recubierta por esmalte dental y la raíz no visible en una boca sana. Pues simplemente le digo que en mi boca, la raíz, sí es visible, y mucho.

Miguel


Miguel a Cristian:

Cristian, hola ¿Cómo va?

Nada, yo aquí sigo con lo mío, ni se imagina los dolores nocturnos que estoy experimentando. La encía, que es la parte de la mucosa bucal que rodea el cuello de los dientes y cubre el hueso alveolar, se me ha irritado considerablemente y cada vez que tomo algo muy frío o muy caliente, veo las estrellas, literalmente, bueno, no literalmente, pero duele mucho y quería enfatizar ese hecho.

Honestamente Cristian, la segunda dentición me está causando problemas serios, dos de mis siete incisivos están como mustios, podridos, amarillentos, incluso desprenden cierto hedor. De mis tres caninos no tengo queja, pero la presión que someten en ellos dos de mis cinco premolares resulta por momentos casi insoportable. Necesito que me atienda cuanto antes o al menos me de algo para aliviar el dolor.

Gracias de antemano
Miguel


Cristian a Miguel:

Miguel.

Le he explicado que no soy dentista ¡Esta usted equivocado! Busque a un dentista cuanto antes.


Miguel a Cristian:

Cristian, ¿Qué tal?

Ya he ido al dentista, uno del centro bastante bueno, para ser sudamericano. Tuve que acudir en dos ocasiones, la primera para hacer un reconocimiento, y la segunda ya para tomar medidas y corregir los problemas, pero claro, cualquiera aparca en el centro hoy en día, estuve, no le exagero, al menos una hora dando vueltas y al final ¿para qué? Pues para acabar aparcando en zona azul, y claro, al ser el coche de mi hermano me sentía todo el rato intranquilo, porque a mí cuando me dejan algo procuro cuidarlo, aún más que si fuera mío.

El sitio está bien, Dentista Nikolás Ribera se llama, las revistas de la sala de espera mejorables, eso sí, si quisiera leer el Hola! o La Semana compraría el Hola! o la semana ¿No crees? jajaja en fin, cosas de dentistas supongo, por lo demás la experiencia salió bastante bien, estoy bastante contento con los resultados. Me han dicho que tengo que volver en Octubre, el día 15 me parece, aunque no estoy seguro, espera que lo veo...
El 17! El día 17 tengo que ir, ya le contaré que tal.

Bueno, me despido agradeciéndole su amabilidad Cristian, como ha sido tan caballeroso me gustaría compartir con usted la foto que hicieron de mi placa bacteriana, sé que a la gente os gusta ver estas cosas.

Un abrazo
Miguel



Cristian a Miguel:

Vale señor. No se que decirle ya.

Suerte.


Miguel a Cristian:

Cristian,

¿Qué le pareció?

Miguel


Cristian a Miguel:

No soy dentista señor, y no quiero ser desagradable como por otro parte empieza usted a serlo pero no me interesa nada de lo que me esta contando.

Cristian.


Miguel a Cristian:

Cristian,

Eso que me ha dicho no es bueno para mi síndrome o conjunto de síntomas que afectan principalmente a la esfera afectiva: la tristeza patológica, el decaimiento, la irritabilidad o un trastorno del humor que puede disminuir el rendimiento en el trabajo o limitar la actividad vital habitual, independientemente de que su causa sea conocida o desconocida llamado comunmente depresión.

No estoy en un buen momento, su mensaje me ha cogido un poco desprevenido, he de confesar... vaya manera de levantar el ánimo a sus pacientes ¿Y usted se hace llamar piscólogo?

Un decepcionado saludo
Miguel


Cristian a Miguel:

Me confunde Miguel, se lo reitero nuevamente, no soy quien se cree.

Saludo.


Miguel a Cristian:

Cristian,

Si ya, ya sé, pero es que los problemas se me acumulan ultimamente, creo que ya le había comentado mis problemas en el pie derecho, pues se han acrecentado, el dolor es insoportable hoy por hoy, no puedo caminar, no puedo conducir, andar en bici... No sé, si usted tuviera a bien poder hacer algo, se lo agradecería mucho, es que parece que me haya mirado un tuerto! Yo soy tuerto.

Le dejo una foto de mi pie derecho para poder escuchar su experta opinión.

Un fuerte abrazo
Miguel






Cristian a Miguel:

Esto es increible Miguel. ¿Pone a prueba mi paciencia o realmente tiene algún problema serio?


Miguel a Cristian:

¿Problema serio?

Cristian ¿Cómo se sentiría usted si no pudiera caminar y tampoco pudiera sentarse más de cinco minutos sin acabar convulsionando por los dolores?

Le adjunto una imagen que tomó el médico de mis hemorroides en mi ultima consulta.

Miguel



Cristian a Miguel:

Es usted asqueroso e impresentable enseñando esas fotos. No me vuelva a mandar correos electronicos lo pido muy en serio.


Miguel a Cristian:

Cristian,

Veo que he topado con una persona altamente susceptible, mejor que no vea la foto de mis genitales tomada en el año 2005 entonces, por suerte ahora ya está todo solucionado.

Un abrazo
Miguel



Cristian a Miguel:

Asqueroso. Lo siento pero no tengo ni intere´s ni nada que ver en nada de esto, no soy quien se cree que soy, aunque no se quien cree que soy, yo no puse ningún anuncio de temas relacionados con la salud. Basta ya de mandarme fotos se lo pido por favor


Miguel a Cristian:

Cristian,

¿Entonces qué anuncio ha puesto usted?

Miguel


Cristian a Miguel:

Yo vendo mi acordeón simple y llanamente de acuerdo.

Gracias.


Miguel a Cristian:

¿Un acordeón? ¿Qué clase de acordeón?

Bueno, da igual, no me interesa en absoluto, disculpe las molestias.

Un abrazo
Mikel Nhao

6 comentarios:

  1. No has jugado con el nombre de Cristian!

    ResponderEliminar
  2. Una buena foto dice mas que mil palabras....

    ResponderEliminar
  3. jajajajajajajajaajajajajjaajajajajajjahostias, cómo t pasas...

    ResponderEliminar
  4. bueeeecs miljausekel....disgusting....mucho...

    ResponderEliminar
  5. casi vomito hijo puta ajajajaja

    ResponderEliminar